Tras la maratón

Cuando acabe la maratón, lo primero que hice es tomarme un bidón de recuperador. No tenía costumbre de darle la importancia que merece a este tema, pero la verdad es que se nota. Acabe bastante bien para ser una prueba de ese pelo, pero quise aprovechar la “ventana metabólica” que se abre en los 15-20′ después del esfuerzo, para empezar a darle a la maquinaria la gasolina necesaria para repostar energía. Es el momento para ingerir alimentos con un elevado índice glucémico de absorción rápida, esto es, la rapidez con la que un alimento se digiere elevando el nivel de glucosa en la sangre después de la comida (para reponer los depósitos de glucógeno y demás que había dejado vacíos).

Más tarde, en cuanto el cuerpo y la situación lo permitió, una buena comida y una siesta (en mi caso fue en el coche, puesto que decidimos emprender el viaje de vuelta a casa cuanto antes).

Semanas posteriores

Poco a poco voy retomando la actividad. Las dos primeras semanas después del maratón las he dedicado a descansar. La primera semana salí el sábado a dar una vueltita suave en bici, y la segunda uno de los días salí a trotar. Escuchando al cuerpo, y dándole más tiempo al pedírmelo. 

Me he dedicado a disfrutar de lo conseguido, de recompensar al cuerpo sin restricciones. Porque nos lo hemos ganado. Los dulces me encantan ☕🍰🍧🍫, las palmeras de coco, de chocolate, con nata… En fin, me he premiado a lo grande y he descansado tranquilamente, desconectar… (no me importa coger algún kilo, me merezco el premio jajaja).

Esta semana estoy intentando retomar la actividad. Un par de días de trote, alguno de bici, para ver como se encuentra la maquinaria. 

Trote y estiramientos

Aún queda algún resto del maratón por ahí, pero consciente de ello los ritmos están siendo muy suaves.

La última vez que salí a correr aún no estaban las luces y adornos navideños por las calles, el ambiente a cambiado y ahora podemos trotar disfrutando de todas estas cosas… Siempre habrá algo que nos permita disfrutar de nuestra salida.

Luces y adornos de navidad

Por otro lado, los días que el cielo nos está regalando es algo fuera de lo normal en esta época, y por eso es ideal disfrutar de un paseo en bici con estas temperaturas. De paso, me viene bien para no maltratar tanto las articulaciones, pues sigo en proceso de recuperación.

Paseo en bici

Vamos a ver que tal sigue esta vuelta. Se acerca la media maratón del domingo. El objetivo ahora es espabilar un poquito al cuerpo después de la inactividad.